Últimas frases publicadas
Los que terminan un romance piensan que no existe un dolor como el de un corazón roto. Pero no conocen lo que se siente al tener el pecho oprimido por saber que jamás deseará intentar estar a tu lado.
El susurro de tu voz negándome llevada por el viento, ese leve sonido, lo único que me queda de este amor no correspondido.
De todos los amores perdidos y experiencias pasadas ¿Quién no daría vuelta atrás en el tiempo y reviviría esa sensación de estar en las nubes por primera vez?.
El amor tiene los mismos efectos que un terremoto: breves temblores, desconcierto y algún que otro llanto. Cuando pasa, lo único que deja es desorden, destrozo y la incógnita de cuándo volverá a suceder.
El amor es la única guerra que no se gana con el asedio y la batalla, sino con la rendición.
Eres quien me levanta cuando me cuesta seguir y tu voz la que me alienta cuando creo caer, pero no te quiero por eso. Te amo porque ninguna otra voz me animaría con un te quiero susurrado.
No existe amor más puro que el primer amor, dar todo sin saber nada de lo que vendrá después, sin esperar que algo sea devuelto.
Creer a ciegas en tu pareja mientras le esperas y levantarte cada día recordando que queda un día menos para vuestro reencuentro, es un sentimiento que nunca será capaz de entender el que no ha amado profundamente.
Quizás no tomé las decisiones acertadas. Quizás no supe expresar cuánto te amaba. Quizás el miedo a perderte se clavó en mis entrañas y me llevó finalmente a perder lo que más me importaba.
Los enamorados que no tienen el amor que desean, viven con la esperanza de que algún día eso cambiará, porque si no tuviesen esperanza una parte dentro de ellos terminaría para siempre.
Hazme vibrar, recórreme con tus dedos, siento que tú nombre es mi canción, que necesito tu tacto, decirte que el día se me hace muy largo cuando no te tengo a mi lado, amor.
Me rendí a ti un día sin pensarlo, dejándome llevar hacia donde esta aventura nos llevase. Y ahora que llevamos navegando tanto tiempo, no deseo llegar a ningún lado, sólo deseo continuar navegando a tu lado.
Existen amores a primera vista que son amores de una noche. Éstos son los que no debemos confundir con los que posiblemente sean eternos.
Es irónico pensar que hubiese dado la vida por ti mientras tú la dabas por algunos minutos de pasión a mis espaldas.
Lo eterno no existe en los enamorados. Solo hay momentos, siempre insuficientes, de felicidad en pareja, que pasan eternamente rápidos.
Tu abrazo, como un cálido verano, me protege y me guarda de las inclemencias de la vida; de cualquier dolor helado del invierno.
¿No es el amor el estado de embriaguez más bonito que existe? Estaría bebiendo de este sentimiento toda la vida.
No importa que el miedo no te deje ver la realidad, nuestro corazón siempre sabe cuándo es el momento de partir.
He llegado a la conclusión de que los idiomas resultan imprecisos y escasos para el amor, pues no hay palabra en el mundo que pueda expresar lo que te quiero.
Nunca imaginé que no sería yo, sino mi muela inferior izquierda, la que encontraría al hombre de mi vida. Ir al dentista desde entonces es mi cita preferida.