Frase para enamorar
Desde que te conocí, mis días son un terremoto de felicidad, y tus labios el epicentro que hace temblar toda mi vida.
¿Te gusta esta frase?
Comenta esta frase