Enviar frase a alguien especial
Mi habitación es la guarida en la que me escondo mientras pasa el tiempo. Cuando hayan pasado cien años necesitaré otros cien para comenzar a caminar.
Vista previa