Frases de primer amor

Ordenar por:
Frases de primer amor
Dulce golosina es el primer beso, que se queda en el recuerdo del amor más verdadero.
Fuiste mi primer amor y en mi corazón siempre habrá un hueco para ti y para mí.
¡Qué bonito es el primer amor!... cuando todavía no sabes lo que duele cuando el otro se va y no te queda más que el vacío y su recuerdo que atormenta.
El amor de verano es aquella pasión que parece que no vamos a olvidar nunca pero cuya fecha de caducidad llegará con los primeros vientos de septiembre.
Los amores de juventud son como las pompas de jabón, cómo hacer para que duren sin romperse es un misterio.
El primer amor se parece bastante al primer hogar de la niñez: no solemos recordar fechas ni nombres pero su olor nos acompañará toda la vida.
El poder del primer amor es imparable, salta todas las barreras porque la incertidumbre de poder vivirlo, la energía de la juventud y la vivencia sin miedos es un vendaval difícil de parar.
Los amores de juventud son como las pompas de jabón, cómo hacer para que duren sin romperse es un misterio.
La ignorancia de que las relaciones no se acaban de repente es lo que nos hace pensar que el primer amor nunca tendrá final.
Cogidos de la mano, paseando por el mar, con el viento en la cara, saboreando helados y besos. Tumbados en la arena cálida y sintiendo que no hay más tiempo que el ahora, ni más mañana que en este preciso instante. Esa es la felicidad que traen los amores de verano.
Nuestros corazones crecieron juntos y aunque ahora siguen diferente sendero, siempre habrá un cruce para su reencuentro.
El primer amor es fugaz, intenso y doloroso pero nos prepara para el verdadero amor con paciencia y determinación como el mejor de los maestros.
Cual árbol, de niña nacieron en mí la rama de la ilusión, la rama de la confianza, la de la pasión, la de las nuevas sensaciones, la del dolor y la del sacrificio y todas ellas se han vuelto imposibles de cortar porque el primer amor no se olvida jamás.
El amor infantil suele pertenecer al verano, el de juventud a la primavera y, el último y definitivo, a todas las estaciones.
El sabor del primer amor lo recuerdo con olor a chicle trident sabor fresa.
El primer amor nos hace sentir tan especiales que es incomparable. Mil mares no dejan la arena limpia de esos tiernos besos, de esos largos paseos y del sentir de que el mundo está en la mano de aquel que por primera vez nos mira.
Los primeros amores son la puerta de entrada a los primeros sinsabores.
Disfruta de esa persona a la que amas porque con ella vas a pasar momentos de felicidad que jamás se repetirán. Porque a cada persona a la que amas, la amas por primera vez en algún momento.
El primer amor nos hace pensar que no podremos sentir jamás nada parecido. Pero el amor siempre consigue sorprendernos.
Mi primer amor me dejó con el corazón inapetente en ganas de probar más amor.